OLA DE CALOR A LA VISTA

Tras una semana ya con temperaturas elevadas en muchas zonas de la comunidad, agosto viene con mucha fuerza. Es más que probable que tengamos la primera ola de calor del año, con máximas que en algunas zonas del valle del Ebro y sur de Huesca podrán alcanzar los 42ºC, y que va a durar como mínimo hasta el próximo lunes.

Temperatura prevista el viernes 3 a 850 hPa (Unos 1.500 m. de altitud)
Ya estos dos próximos días esperamos temperaturas elevadas en muchas zonas, pero que todavía no llegaran al umbral de los 40ºC. Aun así, serán muchas las zonas que van a estar bajo aviso amarillo.

Avisos activados el miércoles 1 de agosto por altas temperaturas.
Y ya a partir del jueves, si que esperamos alcanzar la barrera de los 40ºC en algunas zonas de la depresión del Ebro, aun que lo peor se espera entre el viernes y el lunes, con máximas que podrán alcanzar los 42ºC en el valle del Ebro y sur de Huesca. Estos días, es más que probable que veamos avisos naranjas por altas temperaturas, e incluso alguno de nivel rojo, ya que su umbral de para que se active es de 42ºC.


Fuera de la depresión del Ebro, también esperamos calor, pero no tan intenso. En Teruel capital las máximas ''como mucho'' llegaran hasta los 38ºC el viernes. Mientras que en zonas altas del Pirineo y las sierras de Gudar y Javalambre, quedaran al margen del calor intenso, ya que allí las máximas como mucho alcanzaran los 30-32ºC.

Otro factor a tener muy en cuenta, son las mínimas. Se esperan noches muy cálidas a partir del jueves, con temperaturas que en algunos casos no van a bajar ni de los 25ºC. Se esperan mínimas tropicales en amplias zonas de Aragón, menos en zonas medias y altas del sistema Ibérico y del Pirineo, allí las mínimas serán llevaderas.



En el enlace de abajo os dejamos con algunos consejos para hacer frente a la ola de calor...


PREVISIÓN SEMANA SANTA 2018


Tras unos días que han estado marcados por el cierzo, las temperaturas muy bajas para la época del año y las precipitaciones débiles, los días grandes de la semana santa se presentan algo más estables, con precipitaciones principalmente por el norte y la vuelta del cierzo de cara al domingo.


El jueves la nubosidad aumentara considerablemente en toda la comunidad, aunque solo se espera que den lugar a precipitaciones en el norte de Aragón y en la sierra de Albarracín. Estas precipitaciones serán en forma de nieve por encima de los 1.500-2.000 metros. El viento sera flojo y de componente oeste. Las temperaturas máximas descenderán a causa del aumento de la nubosidad, pero aun así se seguirán alcanzado los 18-20ºC en la depresión del Ebro.



Este día la nubosidad nos seguirá acompañando, aunque hay posibilidades de precipitaciones en casi toda la comunidad, eso sí, serán muy débiles y de cara más bien a ultimas horas de la tarde. Estas serán un poco más abundantes en el Pirineo, y de hecho, se esperan que se puedan llegar a acumular hasta 5 cm. de nieve nueva por encima de los 1.200 metros. Viento flojo de componente oeste/suroeste, con rachas localmente moderadas en zonas altas. Temperaturas mínimas en descenso en el sistema Ibérico, en el resto no descenderán. Mínimas en descenso generalizado.



El sábado, el día empezara con cielos bastante nubosos, aunque de cara a la tarde, esta nubosidad se ira retirando poco a poco. Precipitaciones débiles en el sistema Ibérico y en el Pirineo por la mañana, con una cota de nieve que rondara los 1.000 metros. Por la tarde las precipitaciones desaparecerán, aunque quedaran algunas débiles en la divisoria con Francia. Cierzo fuerte en amplias zonas de la comunidad. Temperaturas máximas y mínimas en descenso, aunque no sera muy acusado el descenso.



Este día, tendremos cielos poco nubosos, en toda la comunidad, aunque todavía con nubosidad de retención en la cara norte del Pirineo, que puede dejar alguna precipitación débiles. El cierzo perderá fuerza, aunque aun se dejara notar en muchas zonas zonas, sobre todo en la depresión del Ebro. Temperaturas máximas en ascenso, aunque las mínimas descenderán en muchas zonas.