PREVISIÓN SEMANA SANTA 2018


Tras unos días que han estado marcados por el cierzo, las temperaturas muy bajas para la época del año y las precipitaciones débiles, los días grandes de la semana santa se presentan algo más estables, con precipitaciones principalmente por el norte y la vuelta del cierzo de cara al domingo.


El jueves la nubosidad aumentara considerablemente en toda la comunidad, aunque solo se espera que den lugar a precipitaciones en el norte de Aragón y en la sierra de Albarracín. Estas precipitaciones serán en forma de nieve por encima de los 1.500-2.000 metros. El viento sera flojo y de componente oeste. Las temperaturas máximas descenderán a causa del aumento de la nubosidad, pero aun así se seguirán alcanzado los 18-20ºC en la depresión del Ebro.



Este día la nubosidad nos seguirá acompañando, aunque hay posibilidades de precipitaciones en casi toda la comunidad, eso sí, serán muy débiles y de cara más bien a ultimas horas de la tarde. Estas serán un poco más abundantes en el Pirineo, y de hecho, se esperan que se puedan llegar a acumular hasta 5 cm. de nieve nueva por encima de los 1.200 metros. Viento flojo de componente oeste/suroeste, con rachas localmente moderadas en zonas altas. Temperaturas mínimas en descenso en el sistema Ibérico, en el resto no descenderán. Mínimas en descenso generalizado.



El sábado, el día empezara con cielos bastante nubosos, aunque de cara a la tarde, esta nubosidad se ira retirando poco a poco. Precipitaciones débiles en el sistema Ibérico y en el Pirineo por la mañana, con una cota de nieve que rondara los 1.000 metros. Por la tarde las precipitaciones desaparecerán, aunque quedaran algunas débiles en la divisoria con Francia. Cierzo fuerte en amplias zonas de la comunidad. Temperaturas máximas y mínimas en descenso, aunque no sera muy acusado el descenso.



Este día, tendremos cielos poco nubosos, en toda la comunidad, aunque todavía con nubosidad de retención en la cara norte del Pirineo, que puede dejar alguna precipitación débiles. El cierzo perderá fuerza, aunque aun se dejara notar en muchas zonas zonas, sobre todo en la depresión del Ebro. Temperaturas máximas en ascenso, aunque las mínimas descenderán en muchas zonas.



TEMPORAL DE NIEVE Y LLUVIA

El tiempo va a cambiar radicalmente de cara a este martes, la llegada de una masa de aire frío provocara que se desplomen los termómetros en todo Aragón, y el choque de esta con una húmeda, dará lugar durante la madrugada y mañana del miércoles a nevadas casi generalizadas. El resto de la semana, sin embargo estarán marcado por las lluvias en muchas zonas, lo que provocara un deshielo importante. Un pequeño resumen de lo que nos espera esta semana...



Mañana martes las temperaturas descenderán en toda la comunidad (Hasta los -6ºC en Teruel y -3ºC en Zaragoza) a causa de la llegada del aire frió. Esperamos heladas generalizadas, que podrán llegar a ser fuertes en el Pirineo. A ultimas horas del día, comenzaran a llegar las primeras nevadas por el sur de Teruel, con una cota de nieve que rondara los 400-200 metros.


La madrugada del miércoles va a ser muy interesante, ya que las precipitaciones se extenderán a toda la comunidad, en general de manera débil menos en el norte, con una cota de nieve que rondara los 200-0 metros. Las nevadas más abundantes se darán en el norte de la comunidad, donde se podrán llegar a acumular hasta 50 cm. en algunas zonas del Pirineo y 10 cm. en la misma capital Oscense. Ya por la tarde, la cota de nieve subirá hasta los 1.500-1.800 metros.

Nieve prevista en cm. para el 28/02/2018
Ya a partir del miércoles, nos habrá invadido por completo la ''masa de aire húmedo'' y predominaran los viento del suroeste. Esto se traducirá en precipitaciones intensas y continuadas en la cara sur del Pirineo (De hasta 200 mm en las zonas más expuestas), mientras que en el sistema Ibérico y Bajo Aragón las precipitaciones seran algo escasas. La cota de nieve estos días ya no bajara de los 1.800 metros.

Precipitación prevista a 240 h. en la salida 12Z del ECMWF del 25/02/2018

POSIBLE DESHIELO IMPORTANTE
A partir de la tarde del miércoles y jueves, habrá que seguir el caudal delos ríos, ya que las intensas lluvias que se esperan a partir de estos días, provocara que la nieve caída recientemente desaparezca muy rápidamente. Lo que se traducirá en crecidas importantes de casi todos los ríos de la margen izquierda del Ebro, con más que posibles desbordamientos. Habra que ver como repercute esto en el caudal del Ebro, pero una crecida ordinaria para principios de marzo esta casi asegurada.